CALABACINES RELLENOS

A mí el calabacín / calabacita / zapallito / zucchini me encanta en cualquiera de sus facetas y versiones.  En estos días encontramos estos redondos en el Farmers’ Market y compramos varios sin ninguna idea predefinida, sólo con ganas de rellenarlos y hacerlos al horno.  Sin ánimo de complicar la cosa, terminé usando la misma pulpa y un sofrito con lo que tenía a mano para darle sabor.  Aquí les va esta receta experimental, 100% modificable.  Como acompañamiento, creo que un calabacín por persona es suficiente, pero si lo comen tipo plato vegetariano principal, entonces calculen dos por cabeza.  Espero que les guste.
INGREDIENTES
Para 2 personas
2-4 calabacines redondos
Mantequilla, para sofreír (una cucharada es suficiente)
1-2 escalonias / chalotes / shallots, picad@s muy fino
Ajo en polvo, al gusto
Sal y pimienta negra, al gusto
1 huevo, previamente batido (sazonado con una pizca de sal y páprika)
Un puñado de queso mozzarella rallado (o una mezcla de mozzarella con otro queso más fuerte, tipo edam)
  • Cortar la parte superior de los calabacines (calculo que 1/4 de calabacín), a modo de “tapa”.  Con una cucharita, sacar la pulpa, dejando un borde suficientemente grueso como para que el calabacín se mantenga firme al hornearse (tal vez 1 cm de grosor).  También pueden sacar la pulpa de la tapita.  Cortar en trocitos esa pulpa y reservar para el relleno.
  • Precalentar el horno a 175º C / 350º F.
  • En una sartén mediana a fuego medio, derretir la mantequilla y sofreír las escalonias hasta que se pongan suaves y transparentes, unos 3-4 minutos.
    • Las escalonias se pueden sustituir por 1/4 de cebolla blanca picadita, o por 1-2 ramitas de cebollín.
  • Agregar la carne del calabacín, y sazonar con ajo en polvo, sal y pimienta.  Recuerden que el calabacín también va a llevar queso, así que pruébenlo antes para que el relleno no quede demasiado salado.  Saltear por 2-3 minutos, hasta que el calabacín se empiece a suavizar.
  • Rellenar los calabacines con el sofrito (sólo 3/4 del hueco), completar con un poco del huevo batido y coronar con el queso rallado.
  • Poner sobre una bandeja y hornear a 175º C / 350º F por 20-25 minutos.
    • Yo los puse destapados, para que el tope de queso se dorara, pero también horneé las tapitas y luego las puse como decoración (¡comestible!).
  • Servir con un buen pedazo de pan.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s